‘Humanizar’ la sanidad con los datos del paciente

0
46
GMV, que gestiona el primer y mayor proyecto de ‘big data’ sanitario español, apuesta por la aplicación de la tecnología para personalizar los tratamientos.

«Hoy ha nacido el primer español que va a vivir 140 años». Este es el arranque con el que Carlos Royo, director de salud de GMV, decide empezar todas sus charlas.

Royo, se describe a sí mismo como un apasionado y firme defensor de los beneficios que la tecnología aportará a la industria sanitaria para afrontar uno de los grandes retos al que se enfrenta la humanidad: el envejecimiento de la población. Eso, y «tener tecnología del siglo XXI, con procedimientos del siglo XIX y mentalidad del siglo X». Cuenta que decidió empezar a trabajar en una empresa como GMV porque se enamoró de sus dos premisas fundamentales: innovar y hacer cosas donde los demás hayan fracasado.

De hecho, la compañía gestiona el primer y mayor proyecto de big data sanitario español, que, en origen, trata de generar una plataforma de datos para determinados casos de uso con todos los habitantes gallegos como base poblacional y todos los sistemas de información sanitarios de la comunidad. Cuando esta iniciativa empezó, «ya decíamos que el Internet de las Cosas iba a cambiar el mundo del big data», explica Royo.

Se refiere a la previsión de los 25.000 millones de dispositivos conectados que habrá en 2020, de los cuales una tercera parte estarán relacionada con la salud. «Cruzaremos la información clínica de las bases de datos habituales con esta información no clínica relacionada», determina.

Va a ser precisamente el big data -o smart data porque «ya se puede hacer big data con pocos datos»- parte de la respuesta al «preocupante» envejecimiento de la población. «Que cada vez vivamos más es una buena noticia, pero es algo que conlleva el incremento de las enfermedades crónicas», añade Royo. «Hoy, el 80% del gasto en salud de una comunidad procede sólo de cuatro enfermedades crónicas».

«Desde mi punto de vista, estos retos sólo se pueden corregir con el uso masivo y adecuado de tecnología», insiste. Y va un poco más allá: «Es el instrumento clave para poder hacer cosas distintas». Con esa premisa, GMV ha creado su portfolio de soluciones centrado en tres patas: la atención no presencial -«el futuro de los hospitales será desaparecer», advierte»-, el cuidado a pacientes crónicos y el big data.

Según Royo, la industria farmacéutica también ha identificado este último grupo como una tecnología esencial por la posibilidad de desarrollar fármacos personalizados. Incluso los ensayos clínicos podrían verse mejorados, ya que agiliza el reclutamiento de pacientes. Con ello, nos dirigimos al mundo de la medicina preventiva, personalizada, participativa y predictiva.

La compañía, consciente de la que se avecina, hace tiempo que está involucrada en distintas iniciativas europeas. Desarrollan, por ejemplo, los algoritmos de big data del proyecto Harmony, que pretende categorizar distintos cánceres de sangre. También trabajan en la iniciativa Mopead, para crear modelos que mejoren la prevención y tratamiento del Alzheimer.

En cuanto al debate sobre la privacidad de la información, su opinión es que está más avanzada la tecnología que la concepción social. «Cuando decimos Open Data, hablamos de dejar abiertas estas fuentes de datos para que los investigadores puedan hacer su trabajo», señala. «Para mí, no tiene nada que ver con la ética. Si el paciente quiere abrirlo, que lo haga; y si no, que sea anónimo». Y apunta: «No podemos dejar perder este valor que va a tener la humanidad, que es el acceso a una información que hasta ahora no tenía».

En definitiva, Carlos Royo aborrece la idea de que la tecnología deshumaniza la atención sanitaria. Al contrario: «Lo que va a hacer es humanizar, democratizar… va a permitir hacerlo todo de una forma totalmente distinta», concluye el director de salud de GMV. «Hipócrates decía que no había enfermedades, sino enfermos». Se trata de volver a eso. Y concluye: «Tú eres tú y tus circunstancias y éstas las voy a tener con un estudio de big data».

Innovación

GMV es un grupo tecnológico español fundado hace 35 años, con presencia internacional, siendo la  innovación una de sus señas de identidad. Ya en su primer año la compañía empezó a ganar contratos con la Agencia Espacial Europea (ESA), y en 1995 apuesta por otras áreas como defensa, ciberseguridad, transporte inteligente o salud, desarrollando en este ámbito el primer y pionero planificador de radioterapia intraoperatoria radiance, así como plataformas de Telemedicina y Soluciones de Big Data. Éstas están siendo aplicadas en Programas Europeos de Investigación para dar respuesta a retos como el envejecimiento de la población y la lucha contra el cáncer o el Alzheimer.

Deja un comentario