¿Trump ganó gracias al big data?

0
45

Una investigación reveló ciertas particularidades que podrían haber llevado al triunfo del magnate.

El psicólogo Michal Kosinski desarrolló un método para analizar a la gente en detalle, basado en su actividad en la red social Facebook. El especialista da conferencias regularmente sobre big data en todo el mundo. Es un destacado experto en psicometría, una subárea de datos de la psicología.

Según indica un reportaje publicado por el portal Motherboard, durante mucho tiempo, Kosinski observó las celebraciones de la victoria de Trump y los resultados de cada Estado en EEUU. Tenía el presentimiento de que el resultado de las elecciones podría tener algo que ver con su investigación sobre el comportamiento de la gente según su actividad en Facebook.

El mismo día en que Trump ganó las elecciones, una empresa británica con sede en Londres envió un comunicado de prensa diciendo: «Estamos encantados de que nuestro enfoque revolucionario en la comunicación basada en datos haya jugado un papel tan importante en la extraordinaria victoria del presidente electo Trump», firmado por el CEO de Cambridge Analytica, Alexander James Ashburner Nix. Su compañía no era solo parte integral de la campaña online de Trump, sino también de la campaña británica Brexit.

Datos que dicen mucho

Michal Kosinski se unió a su colega David Stillwell aproximadamente un año después de que Stillwell lanzara una aplicación de Facebook en los días en que la plataforma no se había convertido en el gigante que es hoy. «MyPersonality», como se llamaba la aplicación, permitió a los usuarios llenar diferentes cuestionarios psicométricos. Sobre la base de la evaluación, los usuarios recibieron un «perfil de personalidad» -individual con cinco valores- y podían optar por compartir sus datos de perfil de Facebook con la investigación.

Kosinski había esperado que varios colegas de la Universidad de Cambridge llenaran el cuestionario, pero en poco tiempo, cientos, miles y millones de personas habían revelado sus convicciones más íntimas. De repente, los dos profesionales poseyeron el conjunto de datos más grande que combinaba las puntuaciones psicométricas con los perfiles de Facebook para ser recogidos.

El enfoque que Kosinski y sus colegas desarrollaron fue bastante sencillo.

En primer lugar, proporcionaron a los sujetos de prueba con un cuestionario en línea. A partir de sus respuestas, los psicólogos calcularon los cinco valores personales de los encuestados. El equipo de Kosinski comparó los resultados con todo tipo de datos en línea de los sujetos: lo que «les gustó», compartió o publicó en Facebook, o qué género, edad, lugar de residencia que ellos especificaron, por ejemplo.

Fuente. El Observador

Deja un comentario