Zenith Drones hace volar sus drones para ofrecer servicios especializados

0
42

La empresa zaragozana está especializada en el uso de drones para servicios de topografía, agricultura o inspección de infraestructuras, entre otros, aunque está diversificando su actividad hacia otros campos. Además, el siguiente paso es montar sus propios aparatos y ofrecer servicios de mantenimiento.

El uso de drones cada vez se está extendiendo más por las ventajas que tienen al facilitar y abaratar la realización de labores, sobre todo, en el ámbito de la ingeniería civil, aunque sus aplicaciones son múltiples, ya que las imágenes que pueden capturar y la visualización que ofrecen pueden ser utilizadas para diferentes fines.

Un ámbito en el que la empresa Zenith Drones se ha centrado en prestar servicios especializados. «Al principio nos centramos en el sector audiovisual y en la inspección de infraestructuras, pero estamos abiertos a todos los campos porque también estamos trabajando para topografía y agricultura», según ha explicado Raúl de Narciso, gerente de Zenith Drones .

De hecho, la empresa está diversificando su actividad porque «están surgiendo campos que son compatibles. Por ejemplo, la Universidad de Zaragoza nos contrató para un proyecto del área de geológicas. Hay muchos campos que son compatibles, salvo algunos más específicos o muy técnicos».

En la actualidad, la empresa está utilizando sus drones para diferentes servicios como la inspección de infraestructuras e instalaciones, ámbito en el que el uso de estos aparatos reducen costes al ser necesario emplear menos tiempo en la inspección que con los métodos tradicionales, además de redundar en una mayor prevención de riesgos laborales de los operarios que tienen que realizar estos trabajos.

Y es que con los drones es posible desde inspeccionar un negocio a unos aerogeneradores, líneas eléctricas y torres de media y alta tensión, placas fotovoltaicas, gasoductos, puentes, presas o industrias y otros negocios, a lo que se añaden las posibilidades para sectores como la publicidad, el turismo y el cine, entre otros.

Además, los drones pueden tener importantes usos para el sector de la construcción, cuyas posibilidades aumentarán cuando se apruebe el borrador de la nueva ley con la que se permitirá realizar trabajos en la ciudad.

Con la regulación, podremos diversificar más la actividad» y realizar otro tipo de trabajos en ámbitos como la construcción, en el que será posible hacer inspecciones de áreas de edificios para detectar fallos en fachadas, cubiertas o tejados o bien para la supervisión y conservación del patrimonio.

Son solo algunos de los servicios que pueden prestarse a través de estos aparatos en los que Zenith Drones aporta un valor diferencial «porque nuestro servicio es de más calidad y más profesional. Existe mucho sector pirata o uso de drones semiprofesionales».

«En nuestro caso, cada trabajo lo hacemos dos, encargándose uno del pilotaje y otro de la grabación» para la que se emplean cámaras de alta resolución y equipos novedosos para conseguir imágenes estables a pesar del viento, entre los que figuran un octocóptero, un hexacóptero y un cuadricóptero, aparte de contar con cámaras Panasonic GH4, Sony A6000 y GoPro Hero4.

Una gama que se ampliará con cámaras termográficas FLIR, aparte de estar desarrollando una plataforma de grabación en 380 grados para grabaciones de futura realidad virtual.

Además de diversificar la actividad, la empresa, que trabaja a nivel nacional, también tiene previsto «montar nuestros propios drones en determinados sectores y ofrecer servicios de mantenimiento». Unas líneas a las que se suma la colaboración con una escuela autorizada para dar formación.

Deja un comentario