Los nuevos radares que vienen: drones, radares de bolsillo, autónomos.

0
152

La decimonovena edición del Salón Minipol sobre seguridad y defensa antiterrorista, celebrada recientemente en París, ha permitido conocer cuáles son las tecnologías de control del tráfico que están por venir a medio plaza y cómo serán, en definitiva, los radares que multarán a los conductores que cometan infracciones en un futuro no demasiado lejano.

La tecnología de los radares y cámaras utilizados por las autoridades que controlan el tráfico sigue avanzando para estrechar el cerco a los infractores, tal y como demuestra el Salón Minipol 2015. Si los conductores españolesradar_mestafusion temen ya a dispositivos de control como los coches radar o los heelicópteros Pegasus de la DGT, pronto podrían tener todavía más preocupaciones, gracias a las novedades que maneja el sector de cara a un futuro próximo reveladas por Autopista.es.

Un radar que controla a 32 coches

El Gobierno francés ha manifestado su intención de poner en marcha los denominados radares multifunción, capaces de detectar multitud de infracciones al mismo tiempo, tales como sobrepasar el límite de velocidad, saltarse un semáforo en rojo, no respetar la distancia de seguridad, cruzar una línea continua… Y todo ello diferenciando el tipo de cada uno (generalmente existen límites de velocidad distintos en función de cada uno).

Una de las opciones que podría cumplir estos requisitos es el radar Mesta Fusion, capaz de controlar la velocidad de hasta 32 vehículos a la vez que circulen por un máximo de ocho carriles y a distintas distancias. De momento, este avanzado radar está aún en fase de desarrollo y no se espera que obtenga la certificación oficial para funcionar antes de 2017, pero se espera que para entonces ya cumpla con las demandas del gobierno galo.

Un radar de bolsillo

El TruSpeed S podría describirse como el hermano menor del ya famoso radar láser Ultralyte: se trata de un pequeño dispositivo que apenas pesa 450 gramos (el Ultralyte pesa 1,7 kilos) y cuyo tiempo de reacción es de solo 0,33 segundos. Puede trabajar con dos opciones distintas: la primera de ellas permite asociar el dispositivo a un teléfono móvil en el que se registran tanto la foto de la infracción como el lugar y las coordenadas GPS; la segunda opción es acoplarlo a un teleobjetivo de 300 mm, que puede leer las placas de la matrícula a 250 metros de distancia, discriminando automáticamente entre tipos de vehículo e incluso con la posibilidad de usarlo durante la noche. La homologación podría tener lugar a lo largo de 2016.

Drones controlando las carreteras

Las autoridades que controlan el espacio aéreo francés están trabajando con drones que, entre otras funciones, también asumen la de mantener el orden o controlar las carreteras. Para 2016, esperan recibir nuevos drones de la marca NX100 (de tamaño micro), de unos dos kilos de eso y que pueden transportarse en una mochila. Durante las pruebas realizadas, la cámara instalada en el dron puede grabar en vídeo infracciones como cambios de sentido prohibidos o el no cumplimiento de la distancia de seguridad. De momento, no puede controlar los excesos de velocidad. La DGT ya ha desarrollado un dron especial para controlar el tráfico a partir de 2016.

Radares autónomos

A partir de mediados de 2016, Francia podría poner en marcha unos 250 radares autónomos en sus carreteras. Su nombre oficial es ‘Alice’ (Autonomous Lidar Concept Concept for Enforcement) y puede ser instalado en apenas media hora. Gracias a sy súper láser, puede controlar a 7.500 vehículos por hora, a distancias de entre 10 y 75 metros y tiene un ‘flash’ incluido para trabajar sin luz.

Además, puede controlar ambos sentidos de la circulación y es capaz de localizar infracciones por tipo de vehículo (coche o camión, por ejemplo, con límites de velocidad distintos). El radar autónomo puede trabajar durante hasta cinco días seguidos gracias a sus ocho baterías y, si no se pudiera mover el dispositivo, toda su información puede ser extraída en un pen-drive.

Deja un comentario